miércoles, 27 de enero de 2010

RECUERDAS CUANDO APRENDISTE A CONDUCIR ????

A mi tranqueaba el carro, aprendí a usarlo en segunda, más primera me tomo su tiempo.
Recuerdo que me enviaron a una escuela de automovilismo, para practicar en el tráfico, irresponsablemente, solo fui a la primera.
Maneje el carro como 8 meses, con shock de fuera, simplemente porque no sabia para que era el botón, un día se quedo sin agua, le echaba gasolina más no agua.
Aprendí a manejar , el volante, los cambios, el acelerador, los frenos, diaria que además una imprudente para conducir, me gustaba a rebasar en curva, tenia 16 años. Y andaba del tingo al tango.
A los 17 me lleve en una camioneta automática a 17 de mis compañeras a Antigua Guatemala, el camino es peligroso en un pedazo que se llama la cuesta de las Cañas, recuerdo haberle dicho a la Gorda (mi amiga) esta cosa esta algo mala, pues me colea y a penas voy a 120, que si el carro no marcaba km por hora, sino millas.
Fueron muchas las historias, que choques con alguien conocido es remoto, pero una vez chocamos mi hermana y yo.
Mi papá no me creía que la culpa no era mía: me traes dos remisiones por pasarte el semáforo, y en la misma tarde”te chocaron” y nada es tu culpa¡¡¡¡????
Claro llego el día en que los choques dejaron de ser raspones que pulía con pasta de dientes, tuve un choque terrible, mi codo estaba insertado en la puerta del otro del conductos, la mitad del carro no existía, y los otros dos carros en cuenta un volvo, los cambio el seguro por perdida total.
Fue un choque impresionante el carro paro como 7 metros del choque y porque había un poste.
Bueno todo el preámbulo, viene que uno aprende a conducir inconcientemente, al cabo de un tiempo puedes hablar, o tomar coca-cola mientras manejas, delinearte en los semáforos.
Y así es nuestra mente en su mayor parte, nuestros pensamientos, memorias y emociones son subconscientes. Pensamos mejor cuando lo hacemos subconsciente, por eso en ello nuestras mejores ideas surgen en momentos inesperados, es bueno escribir las cosas en el momento que se nos ocurren, si no estamos manejando.


R.C. de Interés
- de mis anécdotas -