domingo, 5 de mayo de 2013

DEPRESIÓN

Anoto mil cosas en su agenda: de planes, apuntes, cosas por hacer, pensamientos positivos, llamadas a amigos por devolver,…si que todo sería diferente desde ya! 
Mañana sería un gran día, para empezar a solucionar y cambiar, lo que había venido siendo un desastre…
Se despertó, los planes ya quedaban atrás, no tenía el empuje de la noche anterior, … sabia que tenia que levantarse, no podía, no lograba reaccionar,  -vamos arriba se decía – imposible, física y mentalmente no tenía energía, giro jurándose que dormiría sólo unos minutos más, … si aquel frío y sueño que le envolvían, le permitía seguir en la cama, seguir durmiendo, cuando menos dormitando, incapaz de moverse y reaccionar a la vida… después de dormir otro rato, aún estaba con más cansancio, imposible llevar la agenda que había pensado, las horas avanzaban… se repetía tengo que levantarme, más le era imposible reaccionar, una batalla silenciosa, no era el primer día que la montaba, más por alguna razón, a pesar de su voluntad, perdía día tras día…

LA DEPRESIÓN NO SE CURA A VOLUNTAD, SE NECESITA AYUDA DE UN PROFESIONAL CALIFICADO, SI TU O ALGUNA PERSONA LA ESTA PADECIENDO BÚSCALA!

Autor: María Asturias

DEPRESIÓN: es el estado anímico en el cual los sentimientos de tristeza, pérdida, ira, abatimiento, infelicidad y culpabilidad entre otros; además de provocar una incapacidad total o parcial para disfrutar de las cosas y de los acontecimientos de la vida cotidiana o frustración interfieren con la vida diaria durante un período de tiempo prolongado, transitorio o permanente.

Los síntomas de depresión abarcan:
- Estado de ánimo irritable o bajo la mayoría de las veces..
- Cambio grande en el apetito, a menudo con aumento o pérdida de peso..
- Dificultad para concentrarse.
- Movimientos lentos o rápidos.
- Sentimientos persistentes de tristeza, ansiedad, o vacío
- Sentimientos de desesperanza y/o pesimismo
- Sentimientos de culpa, inutilidad, y/o impotencia
- Irritabilidad, inquietud
- Pérdida de interés en las actividades o pasatiempos que antes disfrutaba, incluso las relaciones sexuales
- Fatiga, cansancio y falta de energía
- Dificultad para concentrarse, recordar detalles, y para tomar decisiones
- Insomnio, despertar muy temprano, o dormir demasiado
- Comer excesivamente o perder el apetito
- Pensamientos suicidas o intentos de suicidio
- Dolores y malestares persistentes, dolores de cabeza, cólicos, o problemas digestivos que no se alivian incluso con tratamiento

La baja autoestima es común con la depresión, al igual que los arrebatos repentinos de ira y falta de placer en actividades que normalmente lo hacen feliz, entre ellas, la actividad sexual.
Es posible que los niños deprimidos no tengan los síntomas clásicos de la depresión en los adultos. Vigile especialmente los cambios en el rendimiento escolar, el sueño y el comportamiento.

Los desórdenes depresivos pueden estar, en mayor o menor grado, acompañados de ansiedad…
- Depresión mayor: deben presentarse 5 o más síntomas de la lista de arriba, durante al menos dos semanas para diagnosticar este tipo de depresión, síntomas que interfieren con la capacidad para trabajar, dormir, estudiar, comer, y disfrutar de las actividades que antes resultaban placenteras. La depresión grave incapacita a la persona y le impide desenvolverse con normalidad. Un episodio de depresión grave puede ocurrir solo una vez en el curso de vida de una persona, pero mayormente, recurre durante toda su vida La depresión mayor tiende a continuar durante al menos 6 meses si no recibe tratamiento. (Se dice que usted tiene depresión menor si presentan menos de 5 de estos síntomas durante al menos 2 semanas. La depresión menor es similar a la depresión mayor o grave, excepto que la primera sólo tiene de 2 a 4 síntomas).
- Depresión atípica: ocurre en aproximadamente un tercio de los pacientes con depresión. Los síntomas abarcan comer y dormir en exceso. Usted puede sentirse como si estuviera sobrecargado y se acongoja mucho por el rechazo.
- Distimia: sus síntomas de larga duración (dos años o más), aunque menos graves, pueden no incapacitar a una persona pero sí impedirle desarrollar una vida normal o sentirse bien. Las personas con distimia también pueden padecer uno o más episodios de depresión grave a lo largo de sus vidas.
La depresión puede ser más común en las mujeres que en los hombres, aunque es posible que esto se deba a que las mujeres tienden más a buscar ayuda para este problema. La depresión también es más frecuente durante los años de adolescencia.

Muchos factores pueden causar depresión, algunos desencadenantes pueden ser, estrés, alcoholismo o drogadicción, afecciones y tratamientos médicos, como ciertos tipos de cáncer y dolor prolongado, problemas para dormir ,baja actividad de la tiroides (hipotiroidismo); situaciones o hechos estresantes en la vida, como maltrato o rechazo, ruptura de relaciones, muerte de un amigo o familiar, divorcio, enfermedad en la familia , pérdida del trabajo, aislamiento social (causa común de depresión en los ancianos), factores como la predisposición genética, comportamientos aprendidos en el hogar.
La depresión es una enfermedad común pero grave y la mayor parte de quienes la padecen necesitan tratamiento para mejorar.

La depresión es una enfermedad frecuente en todo el mundo, y se calcula que afecta a unos 350  millones de personas. La depresión es distinta de las variaciones habituales del estado de ánimo y de las respuestas emocionales breves a los problemas de la vida cotidiana. Puede convertirse en un problema de salud serio, especialmente cuando es de larga duración e intensidad moderada a grave, y puede causar gran sufrimiento y alterar las actividades laborales, escolares y familiares. En el peor de los casos puede llevar al suicidio, que es la causa de aproximadamente 1 millón de muertes anuales.
Aunque hay tratamientos eficaces para la depresión, más de la mitad de los afectados en todo el mundo (y más del 90% en algunos países) no reciben esos tratamientos. Entre los obstáculos a una atención eficaz se encuentran la falta de recursos y de personal sanitario capacitados, además de la estigmatización de los trastornos mentales y la evaluación clínica inexacta. Las personas con depresión no siempre se diagnostican correctamente, ni siquiera en algunos países de ingresos elevados, mientras que otras que en realidad no la padecen son diagnosticadas erróneamente y tratadas con antidepresivos.
La carga mundial de depresión y de otros trastornos mentales está en aumento. En una resolución de la Asamblea Mundial de la Salud de mayo de 2012 se abogó por una respuesta integral y coordinada de los países al problema de los trastornos mentales.

Referencias : http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/003213.html
https://es.wikipedia.org/wiki/Depresi%C3%B3n
http://www.nimh.nih.gov/health/publications/espanol/depresion/complete-index.shtml
http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs369/es/


Qué es la Depresión ???




Cómo detectar una Depresión ???