jueves, 1 de octubre de 2009

ABRIENDO PUERTAS SIN MIEDO

En una tierra en guerra, había un rey que causaba espanto a sus enemigos ya que a sus prisioneros, no los mataba, si no que los llevaba a una sala donde había un grupo de arqueros de un lado, y una inmensa puerta de hierro del otro, sobre la cual se veían grabadas figuras de calaveras cubiertas de sangre.
En esa sala, les hacía formar un círculo y les decía:-Ustedes pueden elegir entre morir a flechazos por mis arqueros o pasar por aquella puerta. Detrás de esa puerta, YO LOS ESTARE ESPERANDO.
Todos elegían ser muertos por los arqueros.Al terminar la guerra, un soldado que por mucho tiempo había servido al rey, se dirigió al soberano y le dijo:-Señor, ¿puedo hacerle una pregunta?-Dime, soldado.-Señor, ¿qué hay detrás de esa puerta?El rey contestó:-Ve, y mira tú mismo.El soldado abrió temerosamente la puerta, y a medida que lo hacía, rayos de sol entraron y la luz invadió el ambiente. Finalmente, sorprendido, descubrió que la puerta se abría sobre un camino que conducía. ¡a la LIBERTAD! El soldado, embelesado, miró a su Rey, quien le dijo:-Yo les daba la oportunidad de hacer una ELECCION, ¡pero por temor preferían morir a arriesgarse a abrir esta puerta!

AUTOR: Anónimo

¿Cuántas puertas dejamos de abrir por miedo a arriesgar?¿Cuántas veces perdemos la libertad y morimos por dentro, sólo por sentir miedo de abrir la puerta de nuestros sueños?

23 comentarios:

  1. Lamentablemente son muchas las que no abrimos por los temores.

    besos.

    ResponderEliminar
  2. ya lo conocia, y me encanto, ,,,muchas veces el miedo a lo desconocido nos lleva a cometer errores muy grandes, a no arriesgarnos, y preferimos quedarnos con lo que vemos mas claro,,,y yo pienso, que en la vida, el que no ariesga no gana,,,,un beso, que tengas buen dia

    ResponderEliminar
  3. Juanjo, tienes razon, el temor nos impide abrir las puertas, tal vez si pensamos que al abrirlas podemos arriesgarnos a ver que hay que hay, y en el peor de los escenarios, la podemos cerrar, es un pensamiento en voz alta, para ayudarnos a atravernos. Un fuerte abrazo a los 3

    ResponderEliminar
  4. Acertado comentario, Mery, el que no arriesga, no gana. Quizas podemos quedarnos sin arriesgar, pero ello tambien implica no ganar, no vivir. Un abrazo mi amiga

    ResponderEliminar
  5. Hola

    este, me ha hecho pensar, pensar mucho, lo tenia en algo neurona aparcado, es bueno que se refresque

    yo hubiera pensado, que detrás había un león, una fiera, un precipicio, algo más cruel, para darme muerte

    y entonces se cumple tú enseñanza, el miedo nos quita verdaderas oportunidades

    de esa manera tarde 13 años en tener carnet de conducir

    ResponderEliminar
  6. Muchos al final de sus vida se dan cuenta que han estado "muertos", no se arriesgaron, ya sea por miedo, por vergüenza o por orgullo y a veces hay que estar "un poquito loco" y "liarte la manta a la cabeza" para salir de lo rutinario, no saben que el que no arriesga, arriesga mas. Saludos R.C.

    ResponderEliminar
  7. Hola,

    Que razón tienes. Las puertas hay que abrirlas para conocer lo que hay en su interior. A no ser que en ellas se coloquen letreros de "prohibido el paso". Aún así la elección sigue siendo nuestra.

    ResponderEliminar
  8. Cuando abrimos una puerta y no nos gusta lo que vemos nos cuesta volver a abrir otras puertas.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  9. He sido marathonista de 42 km y también he sobrevivido a un cáncer. Luego de estas dos experiencias vitales, creo que me he animado a abrir todas las puertas, vadear las hondonadas y hasta trepar muros inhóspitos. Aun así, no me considero tan valerosa o sabia como lo deseara...pero sigo intentándolo.

    Un fraternal abrazo

    ResponderEliminar
  10. Bonita historia con una gran lección un besote guapa

    ResponderEliminar
  11. es cierto, el temor nos ciega a veces. Otras, ni siquiera vemos la puerta

    ResponderEliminar
  12. Jose, sabias tus palabras, el miedo nos quita oportunidades, es grande perder ese miedo y tomar riesgos, "Un sabio que creará más oportunidades de las que pueda hallar." Francis Bacon. Un fuerte abrazo de montaña

    ResponderEliminar
  13. Psigetdo, hay que aliarse esa manta en la cabeza!
    "Es preciso mantenerse atento y vigilante para aprovechar la ocasión." Séneca. No sea como dices:el que no arriesga, arriesga mas.Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  14. "Acepta los riesgos, toda la vida no es sino una oportunidad. El hombre que llega más lejos es, generalmente, el que quiere y se atreve a serlo."
    (Dale Carnegie). Chema abramos las puertas, que no sea que detras de alguna estaba algo muy importante. Un fuerte abrazo mi amigo

    ResponderEliminar
  15. Alejandro, buen punto mi amigo,"El futuro tiene muchos nombres. Para los débiles es lo inalcanzable. Para los temerosos, lo desconocido. Para los valientes es la oportunidad."(Victor Hugo). Si tienes una puerta que da felicidad, no la cierres! Aprovecho para comentar tu entrada, para que todos nos enteremos de la iniciativa "Todos contra el cambio climático" para el proximo 15 de octubre,
    http://neurotransmisores.blogspot.com/2009/10/todos-contra-el-cambio-climatico.html. Es una oportunidad de aportar nuestro granito de arena. Un abrazo

    ResponderEliminar
  16. La Maga, gracias por tu actitud en la vida! como dice tu anotación:"'Sólo una Consciencia más amplia de la vida, una Consciencia más profunda de nuestro propio dolor y del dolor ajeno, nos permitirá ayudarnos a superar nuestros contratiempos y los del prójimo' nos das un gran ejemplo de lo que es abrir puertas, gracias. Un abrazo

    ResponderEliminar
  17. Gracias, Nafire, mi amiga linda!"El valor de un acto se juzga por su oportunidad."(Lao-tsé). Demás esta decir que debemos tratar de ser valientes, y lo que es más dificil : valientes con alegría. Un fuerte abrazo y un beso

    ResponderEliminar
  18. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  19. Francisco, sabias palabras."Las locuras que más se lamentan en la vida de un hombre son las que no se cometieron cuando se tuvo la oportunidad."
    (Helen Rowland). Tratemos de vencer ese temor, y no perdernos las puertas! Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  20. El atreverse, el pasar puertas, el jugar al ganar o perder hace que la vida sea vida vivida, lo demás es simplemente pasar.
    De Interes me arriesgo, aunque no siempre he ganado, y a veces cuando he perdido ha dolido demasiado, pero sabes nadie me quita lo bailado
    Mi admiración amiga

    ResponderEliminar
  21. De acuerdo contigo, Bichita, hay que pasar las puertas, hay que vivir! Y dices una gran verdad, cuando dices que nada te quita lo bailado. La vida es el cumulo de experiencias, de todos sabores y colores, pero eso es vivir, arriegar. Un abrazo

    ResponderEliminar
  22. Ya me conocía la historia pero es cierto el miedo nos impide tomar un riesgo y la vida es tomar decisiones que no estan del todo seguras, hay que atreverse a cruzar puertas, abrirlas y seguir hacia adelante. Un abrazo.

    Mario.

    ResponderEliminar
  23. Mario, ese atreverze, ese dejarse entrar, es la base de experimentar la vida, muy acertado tu comentario, que no nos pase, como a Valeriu Butulescu, escitor rumano, "Tengo mucha valentia pero me da miedo usarla" o la otra frase "La única vez que la puerta se cierra sola es cuando has dejado las llaves dentro." Ley de Angustias Negro Destino. Un fuerte abrazo mi amigo

    ResponderEliminar

Gracias tú opinión, es muy valiosa para mí y me agrada conocerla.